Un mundo pequeño con mucha información

Hace unos años equivocarte no era algo tan trágico, todos lo hacían y no eran castigados de forma tan cruel como lo es ahora: Skype deja de funcionar y las redes sociales explotan a su alrededor con miles de opiniones y feedback negativo para la mega compañía de comunicación … si, las redes social donde todos podemos expresar nuestras opiniones ya sea que la situación nos incumba o no, sin importar lo duro de nuestro lenguaje, tal vez solo para participar del bochinche sin considerar lo que pueda implicar. Y esto por una razón: escribir 140 caracteres es muy sencillo.

025-Mundo-conectado

Hace poco decía que la tecnología ha borrado o ha hecho demasiado tenue esa frontera entre trabajo y vida personal. Todo el tiempo estamos online, todo el tiempo tenemos la opción de chequear información y se vuelve una necesidad obsesiva no solo el conocer lo que sucede, sino de compartir nuestro medio y lo que pensamos. Ese comportamiento hace que cualquier espacio físico se vuelva pequeño, porque el espacio esta sujeto a la información de nuestro contexto.

Sin importar a cuantos miles de kilómetros suceda el acontecimiento del día los bits viajan lo suficientemente rápido como para que cualquier persona al otro lado del mundo lo sepa casi de forma inmediata y generalmente eso sucede a través de dos redes sociales: Twitter y Facebook. Y tras ese primer contacto con la información sucede algo importante: queremos formar parte de lo que pasa al otro lado del mundo y por lo tanto no solo lo reenviamos … también escribimos otros 140 caracteres más que incluyen un hashtag para relacionar el contenido entre si con otros millones de opiniones que están siendo producidas en el mismo momento.

Creo fielmente que compartimos por las siguientes razones:

  • Porque somos seres sociables y eso nos define como personas que les agrada compartir con otros.
  • Porque lo virtual comienza a ser más real de lo que creemos.
  • Porque las sensaciones de los momentos pueden ser transmitidos por una fotografía o un mensaje. Tal vez para una abuela no es lo mismo abrazar a su nieto recién nacido comparándolo a lo que puede sentir al ver su primera fotografía que ha sido enviada por Whatsapp a su móvil… pero puedo asegurar algo: en ambas acciones existe un sentimiento profundo de amor.
  • Porque no requiere mucha inspiración. Si para compartir tuviésemos que escribir un post probablemente no compartiríamos todas las cosas … pero 140 caracteres es totalmente accesible para cualquier mente la faz de esta tierra.
  • Porque no tiene que ser hermoso, no tienes que trabajar retocando las cosas que vas a compartir … solo tiene que tener un significado.
  • Por la sensación de falsa importancia e influencia que te da ese número de seguidores en las redes sociales … generalmente proporcional a nuestro ego social.
  • Porque a más contenido, más seguidores, más presencia … y en este punto generalmente se sacrifica la calidad de la información.
  • Porque el negocio de las telecomunicaciones ha permitido dos cosas: la evolución acelerada de la tecnología y su reducción de costo por la necesidad de ampliar su base de comercialización.
  • Porque nos gusta opinar, seamos acertados o no en nuestras palabras o nuestro contexto nos gusta decir lo que pensamos simplemente porque si, porque el mundo se merece nuestra opinión.
  • Porque el ego forma parte de nosotros: queremos presencia, queremos ser vistos, queremos ser escuchados, queremos ser mejores que todos… muchas veces con una ejecución maquiavélica (los fines justifican los medios).
  • Porque todo merece ser inmortalizado: nuestros viajes, nuestras vacaciones, nuestro rostro, nuestros amigos, nuestra vida entera.
  • Porque nuestra mente debe enfocarse en aquellas cosas que nos importan y que son relevantes, por lo que debe hacer a un lado cientos de datos que son inútiles para el contexto en el cual nos movemos… dejemos esa información en internet entonces para encontrarla cuando queramos o la necesitemos.
  • Porque la inmortalidad de la información solo puede ser definida por la masa de personas que manejan internet, esto es casi una ley del internet: si algo vale la pena, alguien se encargará de que sobreviva la transición de formatos.
  • No creo que seamos periodistas comunitarios, solo somos pequeños seres de un organismo más complejo que se alimenta de información. Tampoco compartimos información por deporte.
  • Porque todos deberían ver lo que sucede en nuestros países, a nuestro alrededor, frente a nosotros … todos = el mundo = internet.
  • Porque somos fanáticos de esa sensación de no estar solos, aunque la compañía sea virtual.
  • Porque cada vez somos menos humanos… y parece que nos gusta.

Esto podrá traer muchas ventajas, pero también trae serias desventajas para nuestra generación y las que vienen… pero eso somos: seres sociales con las herramientas correctas para compartir información.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>